El futuro de los libros

libros

Estamos en un momento de grandes cambios para el sector editorial. La implantación del libro electrónico no tiene marcha atrás y el futuro del libro tradicional es incierto. Según el último estudio de la Asociación de Editores de América la venta de libros electrónicos en EEUU subió en el último año un 115 por ciento, mientras la venta del libro en papel cayó en picado (ABC; 21/03/2011).

Al mismo tiempo, cada vez son más los que confían en la Red como medio de acceso a los libros. El gigante Google, por ejemplo, continúa con su ambicioso proyecto de escaneado masivo de libros para su difusión on line a pesar de la sentencia negativa del pasado martes 22 de marzo interpuesta por el Departamento de Justicia de EEUU. Y según Magdalena Vinent, directora del Centro Español de Derechos Reprográficos (CEDRO), la asociación que gestiona los derechos de propiedad intelectual de autores y editores españoles, es factible que antes de que se resuelva este juicio de Google en Europa den sus frutos diferentes proyectos públicos para hacer disponible on line las obras agotadas del siglo XX (El País, 24/03/2011).

La editorial Cátedra, por ejemplo, anunciaba el mismo 22 de marzo su nueva Biblioteca digital, un fondo a través del cual se puede acceder a obras del catálogo histórico de la editorial que son difíciles de encontrar en formato impreso (El Mundo, 24/03/2010). Y la Fundación Banco Santander ofrece desde hace meses la posibilidad de consultar a través de su web de forma gratuita sus Cuadernos de Sostenibilidad y Manuales de Desarrollo Sostenible, unas publicaciones muy demandadas y con numerosos números agotados.

¿Estamos ante una nueva revolución cultural como la que supuso la invención de la imprenta en el siglo XV? Posiblemente. Pero, al igual que escuché en una entrevista realizada a la recientemente desaparecida Josefina Aldecoa, confío en el componente mágico de los libros y, aún siendo consciente de que tendrán que adaptarse a los nuevos tiempos, no creo que lleguen a desaparecer. Los soportes electrónicos nunca podrán suplir es el placer de tener un libro en las manos, el olor de la tinta al abrirlo, el tacto del papel, etc., aspectos que tan acertadamente resaltó Titto Ferreira el pasado 9 de marzo al recibir el premio Descubrir el Arte por la Labor Editorial de TF Editores.

Blanca Gómez, Responsable de Publicaciones, Fundación Banco Santander

6 Responses to El futuro de los libros

  1. Juan Luis dice:

    …y lo más maravilloso de todo es que ambos formatos son perfectamente compatibles, pueden y deben coexistir. Pocas cosas hay que gusten más que abrir con parsimonia la primera página de un libro, disfrutar de su tacto y olor “a nuevo”…así como el momento justo previo a cerrar por ultima vez el mismo libro por su última página. Y por qué no disfrutar también de la inmediatez, la flexibilidad, la universalidad…que ofrecen los eBooks?
    Yo desde luego me apunto a los dos carros, por qué elegir si podemos sumar?

  2. admin dice:

    Juan Luis, gracias por compartir tu opinión con nosotros. Efectivamente la combinación de los formatos parece lo más enriquecedor.

  3. Daniel Muñoz de Cuerva dice:

    No puedo saber qué pasará en el futuro, pero aventurándome diria que puede ocurrir como el vinilo y los soportes digitales en el mundo de la música. El primero ha quedado para coleccionistas y puristas , algunos autores actuales piensan en ellos y editan en vinilo de nuevo quizá como un guiño. Respecto del libro yo pienso ser de los estancados, aunque no de la espalda a las nuevas tecnologías.

  4. admin dice:

    Hola Daniel, En la Fundación seguiremos el proceso de conversión de la lectura. La música, efectivamente, parece ser el modelo más claro sobre el que ha sucedido algo parecido aunque sus características de negocio y progreso son distintas. Lo que ha currido con el vinilo es un proceso de lo más interesante. Veremos lo que son y lo que no objetos de culto dentro de unos años.
    Un saludo

  5. Hortensia dice:

    Saludos Gracias por enbiarme esta información, es una ventana bonita ya que la cultura junto con el arte es la palmadita de atención por ella se ve a las personas desosas de imprennarse de lo más hermoso y necesario.Mi literatura esta empezando a nacer y reune un monton de cosas todas ellas desean volar tras la palabra escrita simbolo de correo necesario con abrazos de humildad.Tensy.alla va un relato poetico echo con amor.

    EL MOLINERO

    No debiera hablar de ti, de mí tampoco quiero, hablare del señor imaginario ¡ como yo lo veo ¡ reside en el molino viejo junta a la fuente clara, y el puente estrecho. Todas las mañanas al salir va con su carro tirado por su burro lucero, el se llama Tomas, Tomas el molinero, con boina negra, barba poblada, chaqueta y pantalón mahón botas altas; Nunca acierto ver bien su cara, pero sus movimientos los sigo siempre desde mi ventana, dicen que solo se apaña cocinando tartas de maiz y escandar, no sale a la taberna, ni a la plaza a los domingos, un día a la semana sube a comprar suministro en qua Romana.
    Por el pueblo se comenta, que si,bueno es, pero al echar cuentas en la molienda no deja un dos sin tres. Más de una vez me e salido a la puerta por si me saludaba y nada pasa sigiloso su expresión es nula.
    No me atrevo a decirle hola Tomás, si al menos viera sus ojos huye y se escurre como si no quisiera hablar, en algunas ocasiones le oigo decir lucero ven aquí, la burra con sus orejas gachas va directa a el la unce al carro con los sacos de harina y se alejan, casi siempre al amanecer salgo y merodeo por el camino, voy al regato que esta junto al molino me parece bello, misterioso, también húmedo y ruidoso, el agua embalsada pasa por debajo con su impulso la rueda se mueve el grano se convierte en harina, y el molino muele, que muele. Ese ruido me lleno de curiosidad tenia ganas de adentrarme en el molino y conocer de cerca al señor Tomas, al regresar pienso lo tendré que intentar.
    Aquel invierno crudo y frío nos visitó la nieve, cubrió el regato se helo la fuente, no se podía pasar por el pequeño puente, todo estaba cubierto de espesa nieve los árboles no podían con su peso bajando sus ramas asta el suelo, el ruinseñor y el raitan venían asta mi puerta les echaba migas de pan, mi mirada se íva hacia el molino que estaba en frente, en repetidas ocasiones me preguntaba sin hallar respuesta ¡ como estará el señor Tomas ¡ tendrá comida, tendrá leña, ropa de abrigo, pasara mal las madrugadas pensar en el me inquietaba. Aquella mañana limpiaba los cristales empañados por el frío volví la mirada par ver si su chimenea ahumaba ¡ y cual fue mi sorpresa ¡ si echaba humo el allí estaba, con su mano en alto ami me saludaba; Baya que bien, me dije yo, y cuando la nieve bajo, me encamine hacia el molino, nos abrazamos y me dijo me as conquistado niño, desde entonces somos amigos ¡ ya le e visto sus ojos y también su escondrijo, y ahora casi todos los días voy a visitar a Tomas en el viejo molino..

    Escrito por Tenis Espina En Gijón Asturias.10- 11 -2010

  6. admin dice:

    Gracias, Hortensia, por compartir tus inquietudes con nostros y por seguirnos a través del blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Written by BlancaGomez